Punto en boca

domingo, 24 de junio de 2007

Dying in the sun


Prometí que nunca más mirar al sol me haría llorar. Así que aunque me cueste no mirarlo, tendré que mirar a otro lado...

No hay comentarios: